Dior y el renacimiento del Neroli de Vallauris

Dior y el renacimiento del Neroli de Vallauris

Teníamos muchas ganas de volver a hablar de Dior, y es su novedad J’adore Eau de Toilette la que nos da pie a explicar una bonita historia relacionada con la marca y su la protección de una flor muy especial.

Esta nueva reinterpretación de su célebre fragancia añade a su ramillete floral el Neroli de Vallauris, un tesoro provenzal que la Maison Dior quiere salvaguardar potenciando su producción.

Neroli

Un gesto lleno de intención

Hubo un tiempo en que el Neroli era una de las joyas de la zona de Vallauris Golfe-Juan. A mediados de abril es cuando florecen las flores blancas y fragantes de los naranjos amargos (también llamados Bigarradiers). Las flores, cosechadas todas ellas por una cooperativa de la región, se destilaban respetando métodos artesanales y muy precisos.

Pese a que la producción se ha aminorado considerablemente, la tradición perdura. La cooperativa consigue seguir ofreciendo una pequeña cantidad de Esencia de Neroli de Vallauris, apreciada no solo por su escasez, sino también por su calidad.

En la actualidad, la Casa de Perfumes Dior tiene por objetivo revalorizar estas tierras, y procura suscitar entre los jóvenes productores el interés por la recogida de Neroli.

«Revalorizar el Neroli de Vallauris no es una apuesta, ni tampoco algo meramente folclórico. Dior tiene el deber de preservar un savoir faire escaso.Sus cualidades olfativas ya están demostradas; son únicas, y gozan del merecido reconocimiento. Se trata, simplemente, de preservar una tierra y unos gestos.»    François Demachy

La calidad olfativa única del Neroli de Vallauris

La Provenza forma parte del corazón de la Maison Dior. Fue la tierra elegida por su fundador, que, después de pasar en ella momentos decisivos para sus creaciones, adquirió allí su mansión de La Colle Noire. Hoy en día sigue siendo una región predilecta para la Maison por sus flores para perfume.

Introducir en la composición de J’adore Eau de Toilette la Esencia del Neroli Pays de Vallauris  es un gesto muy atrevido. Supone abrirle el corazón del Eau de Toilette a una Esencia de Azahar de una calidad olfativa única.

J'adore EDT

 

«El Neroli Pays tiene facetas únicas, de una fuerza incomparable.Es chispeante, su carácter floral y cítrico hace resonar la nota de salida.» François Demachy

Demachy ha querido ante todo subrayar la personalidad propia de este Eau de Toilette, pero sin perder el sello floral de J’adore.

La alegre nota de cabeza brota y engancha: es la Esencia de Naranja Sanguina

Naranja

«La Naranja Sanguina es un hespéride fresco, aunque es a la vez el más afrutado de todos. Es jugosa y logra que se haga la boca agua, tiene el atractivo de un caramelo acidulado.» François Demachy

Las esencias florales están muy presentes. Majestuosas, aportan relieve a la belleza detonante del pétalo.

La suavidad ligeramente avainillada y cítrica de la Magnolia responde a la belleza  inquieta de la Rosa Damascena.

Rosa

“Cuando estas esencias se despliegan” nos describe su creador “dejan paso al Neroli de Vallauris, elegido por sus notas únicas. Es tan radiante como el blanco de sus pétalos y tan cálido como el amarillo del sol mediterráneo. Una flor intensa que dispara sus rayos para que J’adore resplandezca”.

Para terminar, las notas de fondo acentúan su carácter con una Esencia de Sándalo de Sri Lanka realzada, que  aporta a la composición una sensación de confort y profundidad.

Nos gusta la iniciativa, por eso la compartimos contigo y si a ti también te gusta, esperamos que hagas lo mismo. ¡Gracias por estar aquí!

Te interesará: La Belleza Solidaria de Dior


 ¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

Compartir