Pulsera Noorvyk para que nadie viva en la calle

Pulsera Noorvyk para que nadie viva en la calle

Pensémoslo bien: vivir en la calle no es una decisión propia. Son muchas las razones que obligan a ello. Por suerte hay entidades que trabajan para que nadie viva en la calle en contra de su voluntad. Arrels (Raíces) es una de ellas, con una larga y reconocida trayectoria que podemos apoyar. Una manera es adquiriendo la pulsera Noorvyk, creada por esta conocida marca de complementos. Forma parte de la campaña #noorvykporuntecho #nadiedurmiendoenlacalle  que puedes conocer mejor si te adentras en la web de la marca.

Con la pulsera Noorvyk tú puedes ser la razón de que alguien sonría hoy

Pulsera Noorvyk

Es común que las personas que viven en la calle se comuniquen con carteles escritos de su puño y letra. En  estos trozos de cartón cuentan sus razones para pedir nuestra ayuda. Noorvyk ha querido llevarPulsera Noorvyk a su pulsera solidaria una inscripción muy especial. Be the reason someone smiles today” (Sé la razón de que alguien sonría hoy) es la frase elegida, escrita con la letra (convertida en tipografía) de una de estas personas que viven en la calle.

El beneficio integro de la venta de  pulsera Noorvyk va destinado a la Fundación Arrels para ofrecer a estas personas unas condiciones dignas, atención social y sanitaria.  Esta campaña ayudará a mejorar la vida de más de 1.400 personas que viven en la calle. El precio de esta pulsera es de 29,90€ y la puedes comprar desde aquí.

Arrels, al lado de las personas sin hogar de Barcelona

La labor de esta Fundación se centra en dos pilares: cubrir las necesidades de las personas sin hogar y acompañarlas en su itinerario personal. Desde Arrels proporcionan alojamiento, alimentación y atención social y sanitaria a hombres y mujeres que malviven en las calles de Barcelona. Lo más importante es “estar con ellos”, acompañándolos en el largo camino necesario hasta recuperar la autonomía.

 

Te interesará: Pulseras solidarias

¡Suscríbete gratis a nuestra Newsletter!

Compartir